Las experiencias, estrategias, derechos y obligaciones de instituciones, docentes y estudiantes para proteger la información personal durante clases vía remota fueron tratadas en la charla “La Protección de Datos Personales en la Impartición de Clases Online”.

El evento fue organizado por la Comisión de Transparencia y Acceso a la Información del Estado de Nuevo León (COTAI) en conjunto con la Facultad de Derecho y Criminología de la Universidad Autónoma de Nuevo León (FACDYC).

La misma fue impartida por Ricard Martínez Martínez, director de la Cátedra de Privacidad y Transformación Digital de Microsoft-Universidad de Valencia, España, miembro del consejo asesor de Salud de Microsoft y director del Máster Universitario en Protección de Datos de la Universidad Internacional de la Rioja – UNIR.

El Comisionado Presidente de la COTAI, Bernardo Sierra Gómez, en su mensaje de bienvenida señaló que el derecho a la privacidad es uno de los derechos humanos esenciales que dan contenido y sustancia a la dignidad humana.

“Esta privacidad comprende la información que nos identifica como personas o que versa sobre nuestras características o preferencias”, detalló Sierra Gómez.

“Hoy en día muchos gobiernos reconocen la protección de datos personales como un derecho fundamental, un derecho inalienable al individuo de decidir cómo proveer y controlar el acceso y uso de su información personal”.

El Comisionado presidente recordó que los tiempos difíciles que se viven a actualmente a nivel mundial, llevó a que diversas instituciones educativas, tanto de nivel básico, medio y superior, optaran por continuar el ciclo escolar a través de la modalidad virtual, utilizando para ello diversas plataformas y aplicaciones electrónicas.

“El tema de la privacidad de los datos en el contexto de la pandemia se ha mencionado con frecuencia en estos últimos meses, se estuviera preparado o no,

gran parte de la vida estudiantil sería y va a ser de forma online. Esto no puede suponer una suspensión del derecho fundamental a la protección de datos personales, no es un obstáculo para que se implementen estrategias para continuar brindando la educación ahora de forma electrónica”, dijo Sierra Gómez.

En representación del director de la Facultad de Derecho y Criminología de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL), Óscar Lugo Serrato, el subdirector de Asuntos Universitarios de Formación Integral, Edgar Humberto Gamboa Solís, dirigió un mensaje.

En el mismo agradeció a la COTAI la invitación para que profesores y personal administrativo de la facultad participen en la charla, la cual es relevante por los cambios que en el ámbito académico se han ido presentando.

“El docente tiene el compromiso de adaptarse a la tecnología como además de ser consciente de la importancia del derecho humano sobre la protección de los derechos personales, lo que implica una serie de elementos y garantías de seguridad como son la confidencialidad, la integridad y la autenticidad, por lo que será un tema relevante en lo que respecta a la impartición académica de forma electrónica”, dijo Gamboa Solís.

En su exposición, Martínez Martínez trató las estrategias y políticas en materia de protección de datos personales implementadas tanto por la Universidad de Valladolid, como las desarrolladas en conjunto con instituciones que integran la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CREU).

“La protección de datos está al servicio de las personas, eso adquiere un particular valor en el seno de una institución universitaria, por sus valores”, expresó Martínez Martínez.

“Esto implica que una institución universitaria, una facultad de derecho todavía más, debe comprometerse con la garantía de los derechos, debe hacer lo que debe hacer, perdón por la expresión de auto lógica, pero debe hacerlo bien, debe hacerlo con garantías”.

Señaló que previo a la pandemia, en España se carecía de una regulación de la docencia online y, en el caso de las universidades, gestionar la protección de datos resultó complejo, porque se requería contratar una plataforma, promover la cultura del docente, pensar en la seguridad y en la multitud de condicionantes sobre cómo desplegar la educación online.

Además señaló que el cumplimiento de la norma alcanza a todos los participantes involucrados con el esfuerzo docente, desde los gestores, maestros y estudiantes.

Debe tenerse como objetivos de la protección de datos personales el garantizar el derecho a la educación, protección de datos y la vida privada y familiar.

En el caso de las clases en proceso tiene que considerarse exigencias de seguridad porque el acceso va a ser remoto, desde un domicilio particular, desde dispositivos propios del docente o de la universidad.

“Es estratégico disponer de una cultura de uso de los datos y de seguridad del profesorado. El maestro debe conocer que si se encuentra en un entorno de acceso remoto no necesita, por lo tanto, guardar datos en su máquina”, ejemplificó.

“El principio de seguridad debe ser estricto, porque al estar trabajando desde casa se debe garantizar un cierto tipo de seguridad”.

Las universidades también deben asegurar que al contratar al proveedor del servicio de aula virtual o video conferencias debe garantizar los aspectos jurídicos, para asegurar que tratarán los datos correctamente.

También recomendó a las instituciones establecer pautas para aconsejar al profesor y sea capaz de cuidar su imagen en estos entornos, así como trasladar de modo directo a los usuarios del sistema de información, los estudiantes, que no solo son sujetos de derechos sino también de obligaciones.

“Es decir, la finalidad para la que se transmite la conferencia o la clase, los usos que se entienden permitidos y, por supuesto, los usos que se entienden prohibidos”, dijo.

Se tuvieron que desarrollar estrategias para el cumplimiento normativo en los exámenes como minimizar los datos, usar solo canales institucionales y limitar el periodo de publicación, entre otros.

“Consideramos esencial la trasparencia en el diseño de estos procesos, todos tenemos que saber que se están tratando nuestros datos y bajo que condiciones se están tratando y eventualmente nuestra imagen”, agregó.